El #Sandinismo por otro triunfo electoral en #Nicaragua

Deja un comentario

Por Ariel Barredo Coya

Tras su arrolladora victoria en los comicios generales del 2016, el Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) buscará el próximo domingo 5 de noviembre otro triunfo en las elecciones municipales de Nicaragua.

El año pasado, además de la reelección del presidente Daniel Ortega con el 72,5 por ciento de los votos, el partido rojinegro alcanzó 70 de los 90 escaños en la Asamblea Nacional.

Por tal motivo, ahora aspira a repetir ese predominio en las urnas, donde los nicaragüenses votarán este domingo a seis mil 88 cargos públicos entre alcaldes, vicealcaldes, concejales y sus suplentes para conformar los gobiernos locales de los 153 municipios del país.

En esta ocasión dos nuevas agrupaciones políticas -Restauración Democrática (PRD) y Ciudadanos por la Libertad (CxL)- participarán junto a los partidos ya existentes, tras cumplir los requisitos de la legislación vigente y ver aprobada su personalidad jurídica.

No obstante, según una encuesta reciente de la firma Consultora M&R, el 57,5 por ciento de las nicaragüenses reconoció simpatizar con el FSLN, mientras que 6,3 por ciento apoyaba los partidos de oposición y 36,2 se declaró independiente.

La razón, apuntó el sondeo, es que para muchos el FSLN es el único partido que vela por el bienestar de todas las familias, de ahí que miles de personas ondearan la bandera rojinegra junto a la enseña nacional de Nicaragua durante las movilizaciones del cierre de campaña.

UN VOTO A FAVOR DEL CIVISMO

Al valorar la realización de los comicios, el presidente Daniel Ortega reiteró un llamado a la población para rechazar cualquier intento de empañar las votaciones y acompañarlas como se acompaña siempre, de manera cívica, un proceso electoral.

‘El reto que tenemos es que estas sean elecciones donde evitemos la violencia, la confrontación, porque desgraciadamente todavía ahí hay rezagos de lo que ha sido la violencia histórica que ha padecido nuestro país’, afirmó el líder sandinista.

Ortega recordó que los procesos electorales democráticos en Nicaragua los inauguró precisamente el sandinismo, tras el derrocamiento de la dictadura somocista en 1979.

‘Con el triunfo de la Revolución se abrió el espacio para que luego se celebraran las primeras elecciones’, señaló, al evocar que esos comicios, celebrados en noviembre de 1984, sentaron las bases del pluripartidismo, la economía mixta y el no alineamiento en el campo internacional.

Asimismo, enfatizó que en esta nueva etapa de la Revolución, su gobierno incorporó el modelo de alianzas con los trabajadores, los productores y el sector privado para impulsar el desarrollo económico y social de Nicaragua.

De acuerdo con el mandatario, las elecciones son el camino y la ruta que los nicaragüenses encontraron para fortalecer la paz, la seguridad y la estabilidad del país, por lo cual el sandinismo siempre ha respetado los resultados electorales.

En ese sentido, remarcó que en abril de 1990 el FSLN entregó el gobierno a otra fuerza política y tardó 17 años en volver al poder, pero nunca desistió de participar ni intentó boicotear un proceso electoral en Nicaragua.

(Pensando Américas-Prensa Latina)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s